Estado represor, Finocchiaro les pidió a los gobernadores que descuenten los días de paro a los docentes

186

“Todas las jurisdicciones van a descontar los días de paro”, dijo el ministro tras una reunión de Gabinete.

“Entiendo que todas las jurisdicciones van a descontar los días de paro que es lo que corresponde”, afirmó el funcionario, quien durante el encuentro junto a sus pares informó sobre el nivel de acatamiento a la medida de fuerza docente registrada ayer durante la primera jornada de la protesta de 48 horas.

El ministro informó que durante la última reunión de Gabinete brindó información de “los porcentajes” de acatamiento en las distintas jurisdicciones que le pasaron desde cada distrito, pero sostuvo que “oficialmente no hablo de porcentajes” tras sostener que “es casi obsceno entrar en esa discusión”.

En ese sentido, Finocchiaro indicó “para el gobierno cualquier chico o chica que quede sin clases es un problema”, y agregó que “desde el gremio que convocó” el paro “también es obsceno festejar que haya chicos que perdieron su derecho a la educación”.

El ministro se quejó porque “el paro ni siquiera fue por lo salarial” y aseguró que los objetivos que persigue la Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) “son políticos”. “Ni siquiera fue por lo que se está hablando, sino por lo que no se quiere hablar, que es la capacitación, la formación docente y el presentismo”, señaló.

Además, sostuvo que la Ctera “es afín al kirchnerismo”. “Eso no está ni bien ni mal, sino que es un dato de la realidad”, agregó.

Por su parte, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, advirtió que “el grave problema” del sistema educativo “es la calidad”, lo cual “no es una cuestión lineal con lo económico”, en referencia a los reclamos salariales de los docentes.

“Tenemos que cambiar la cultura de cómo discutimos los temas educativos. Centrarnos solamente en una variable no ha funcionado”, subrayó a Radio La Red al cumplirse la segunda y última jornada de la huelga organizada por Ctera.

Luego de remarcar que “lo económico lo resuelve cada provincia”, Peña insistió en que más allá del conflicto salarial “hay una discusión más profunda, (porque) la calidad educativa en la Argentina no ha mejorado, pese a que ha aumentado mucho la inversión educativa”.

“El grave problema que tenemos es la calidad educativa y no es una cuestión lineal con lo económico”, apuntó.

Compartir

Comenta Esta Noticia !

comentarios