Los diputados de Schiaretti apoyan el impuesto a la riqueza para “compensar” el rechazo a la reforma judicial

274

Desde el gobierno de Schiaretti dejaron claro que no existe la posibilidad que sus cuatro diputados den quórum para tratar la reforma judicial.

Para el gobierno de Schiaretti la reforma judicial que impulsa el Gobierno es tema concluido. Ante las especulaciones de quienes aún creían posible que los cuatro diputados de Córdoba Federal cambiaran de parecer y acompañaran finalmente la iniciativa, desde el Centro Cívico ratificaron que ni siquiera darán quórum.

La decisión es política, repiten desde el peronismo cordobés, para aclarar que la postura tomada por Schiaretti se basa en al amplio rechazo que la reforma judicial causó en su electorado. Anulando de esta manera cualquier oferta de corrección técnica que pueda llegar desde el Frente de Todos para introducir en el proyecto que tiene media sanción del Senado.

Desde el gobierno de Schiaretti aclaran que el rechazo a la reforma judicial es político y va en sintonía con el electorado de Córdoba. Por eso, no ven viable cambiar su postura aunque se realicen cambios técnicos al proyecto que vino del Senado.

Una posición que a Schiaretti le valió la crítica, entre otros, dels enador Carlos Caserío, con quien mantiene una fuerte interna en el PJ Córdoba.

Sin embargo, en el juego de relación pendular que mantiene  Schiaretti con Alberto Fernández, el bloque que integran Carlos Gutiérrez, Alejandra Vigo, Paulo Cassinerio y Claudia Márquez sí estaría dispuesto a acompañar el impuesto a la riqueza, impulsado por Carlos Heller y Máximo Kirchner.

Así lo admitió una fuente de Hacemos por Córdoba, tras asegurar que la condición de “única vez” y que no afecte a la clase media, hacen viable un nuevo guiño que los cordobeses estarían dispuestos a darle al oficialismo.

Además, según apuntaron desde el peronismo cordobés que todo lo mide antes de tomar decisiones, el impuesto a las grandes fortunas no genera el malestar social que sí causó la reforma en la provincia mediterránea por lo que tampoco habría incompatibilidad en ese sentido.

Este “Aporte Solidario Extraordinario” que el oficialismo espera votar antes de fin de septiembre se aplicará, por única vez, a las personas con un patrimonio superior a los 200 millones de pesos con una tasa progresiva entre el 2 y el 3,5%, con el fin de recaudar unos 300.000 millones de pesos para reforzar las pymes, el sistema sanitario, el programa Progresar y al desarrollo energético.

Por ahora, los diputados del PJ Córdoba siguen la misma estrategia del gobernador de no adelantar públicamente posiciones hasta entrada la discusión. Sin embargo, en el Frente de Todos cuentan con esas cuatro voluntades y apuntan al resto del interbloque Federal.

Compartir

Comenta Esta Noticia !

comentarios